noticias discos articulos conciertos parsley people links

Entrevista con Migala (página 2 de 3)

Sea como fuere, la importancia debe recaer en la obra, y Arde se erige por méritos propios en la cumbre creativa en Migala, un trabajo que aúna las virtudes que poblaban sus anteriores trabajos, Diciembre 3am (97) y Así Duele un Verano (99). Se comprende Arde como culminación de un pasaje a través de la inspiración externa e interna, la composición como conjugación de referencias propias y ajenas. Si Diciembre 3am recorría las inquietudes culturales y externas de Migala - valgan las referencias a Jack Kerouak, Kurt Schwitters, William B. Yeats, Henry Mancini, Sex Pistols -, Arde se comprende como una completa vuelta de tuerca, donde son las emociones y las propias vivencias de los miembros de Migala, las que componen el hilo conductor del álbum.

Este viaje hacia el interior del alma, desde fuera hacia dentro, la introversión de la creación, da sus primeros pasos en Así Duele un Verano, pero no brilla en todo su esplendor como en Arde. Personalmente considero Arde como el primer álbum autobiográfico de Migala. Un disco que encamina al oyente por una etapa, la cercanía de la treintena, que se caracteriza por un primer examen de tu vida: qué deseabas en la adolescencia, qué tienes en la actualidad, y qué te aguarda la vida en el futuro. Ellos, sin embargo, no están demasiado convencidos de ello, y huyen sabiamente de dotar a Arde con un perfil personal.

Abel: "Es que hablar de lo autobiográfico en una entrevista, es pedir demasiado"

Diego: "Tampoco creo que Así Duele un Verano sea una transición entre los otros dos discos. Los temas que toca son similares a los de Arde o Diciembre 3am. Pienso que los tres discos son diferentes, pero quizás en Arde exista una conexión mayor entre todas las letras del disco. (Abel) Y no coincido contigo en lo de las referencias externas del primer disco. Las letras de Diciembre 3am sí son personales, en Así Duele un Verano también, y en Arde aún más si cabe. Puede que las letras de Diciembre 3am sean todavía más oníricas y poéticas; por ejemplo, "Moon River" es una canción tremendamente metafórica, habla de sentimientos que puedes identificar e incluso puedes haber vivido. En Arde nos olvidamos de la metáfora y eso implica que tu punto de vista esté implicado con el punto de vista de lo exterior. "

Hay una constante en Arde. Durante todo el álbum la palabra "desastre" irrumpe con fuerza en cada canción. Posiblemente Migala, de forma no intencionada, hayan utilizado incorrectamente el vocablo inglés "disaster", que traducido al español, se refiere a los desastres de la naturaleza, terremotos, inundaciones, explosiones volcánicas, huracanes o tornados. El desastre de Migala se antoja interior, un desastre emocional, un desastre en la vida de las personas, un desastre irremisiblemente social. Al margen de consideraciones musicales, el mensaje de Arde es triste pero esperanzado. Aunque según ellos, la tristeza no define este disco:

Abel: "Es que no es triste, al revés, es un estímulo para la vida. Sentir un escalofrío, ver la noche desde un tren, no es algo triste. Yo sé que parece que sí, pero yo he sentido ese escalofrío y te puedo asegurar que no es triste, que es una inyección de vida, una dosis de vitalidad, fuerza y sensibilidad".

Diego: "El hombre del tren, que siente un escalofrío, descubre una Navidad que pensaba que no existía. Entonces, es un punto para la alegría".

Abel y Diego se refieren a "La Noche", el primer atrevimiento en castellano de Migala, una canción recitada que lleva marcado el estigma sonoro de la banda y que resume una idea común entre ellos, un estilo de vida, un pensamiento tan personal como rebatible, pero fundamentalmente, una convicción clara sobre el esquema que debe seguir su vida. Observar el desarrollo de la vida de quién te rodea, sobre todo de los amigos más cercanos, ofrece a Migala una paleta de emociones que utilizan en sus canciones. "La Noche", por lo tanto, es un reflejo de lo que Migala ven a su alrededor.


Migala

Abel: "Hay un momento en la vida en el que te vuelves un cobarde y te da miedo el compromiso. Te dan miedo todos los roles sociales, personales y afectivos que han de seguirse. También existe un momento en que uno deja de ser libre, y a mí eso me da miedo, vértigo, me siento vacío. Creo que hay un instante en el que sientes que la vida, tal y como la entendías, se escapó. Te olvidas de la normalidad. Hay una letra que ha escrito Diego, "Last Fool Around", que habla de aquellas personas que se han juntado, aquellas parejas que se han hecho, que van a tener niños, o ya los han tenido. Pero en ese momento ellos han pactado con la muerte, están viviendo una prórroga. Ese niño es su prórroga. En Arde, esto era algo que estaba en el ambiente"

Diego: "Hay un sentimiento que es doble, como la mayoría de los sentimientos, que es sentirse maravillado por estos momentos. La gente que se agarra a la vida, que la coge en un momento dado. Esas personas no son ajenas a nosotros en absoluto. Son cercanas en todos los puntos de vista, pero no les importaría nada vivir su vida, apartados de los demás".

Migala parecen querer vivir en un universo paralelo al del resto de los mortales que pueblan el planeta. Su planteamiento de vida es completamente diferente, y se esfuerzan por distanciarse de lo que la sociedad cataloga como "lo normal".

Abel: "Ese tipo ha cogido el tren de la vida que he mencionado antes, un tren que pasa una sola vez, y que hay que agarrar. Sin embargo, desde ese tren, lo único que puede ver es la noche y cosas que a mí me parecen sin sentido. En aquellas casas iluminadas vive gente casada, con niños, y que ha abolido una serie de cosas en su vida. Ha simplificado. Ha resuelto su ecuación de primer grado de manera óptima. Pero el personaje de Arde, más allá de lo personal y lo autobiográfico que creo que a nadie le interesa, es el que ha cogido el tren, y desde allí, por la noche, lo único que siente es un escalofrío. No se encuentra bien. Pero está en el tren, lo ha cogido. Es curioso, porque la letra de La Noche sale de una improvisación al final de todo el disco, cuando había una canción ya preparada con una letra llamada "Recorrido", y que hablaba de una serie de experiencias con mujeres".

La cara de Abel comienza a iluminarse, empieza a darse cuenta de algunos cabos que todavía estaban sueltos en Arde.

>>>

otros artículos la entrevista continúa...